Asset 1

El error de Google Maps que hizo que la búsqueda de un cadáver se demorara 18 meses

El cuerpo de un hombre desaparecido en Australia pudo haber sido hallado hasta 18 meses antes si los investigadores no hubieran seguido unas “pistas” falsas basadas en datos incorrectos de Google Maps, aseguró un médico forense.

Darrell Simon, de 46 años, fue visto por última vez en noviembre de 2014 en la casa de su pareja, a unos 80 km al oeste de Brisbane, la tercera ciudad más poblada de Australia.

Los equipos de búsqueda rastrearon la casa de Simon en esas fechas, pero sus restos no fueron encontrados hasta mayo de 2016. Su muerte fue declarada un suicidio.

Las autoridades policiales y voluntarios en el terreno usaron un mapa inexacto de Google Maps que no definía con precisión los límites de la propiedad de Simon en Laidley Creek West, la pequeña localidad en donde se encontraba.

“El hecho de que la búsqueda se llevara a cabo solo en la mitad de la propiedad de Simon fue muy lamentable y no debería haber ocurrido”, escribió el médico forense John Lock en un informe que se completó el mes pasado.

Laidley Creek West es una localidad ubicada en Queensland, al este de Australia.

La demora a la hora de encontrar el cuerpo de Simon “agravó el duelo de sus familiares y amigos, particularmente de su padre”, dijo Lock.

También alimentó la especulación de que Simon había sido víctima de un asesinato, supuestamente por discrepancias en un asunto económico.

“Uno se pregunta si el cuerpo de Darrell pudo haber sido encontrado durante la primera búsqueda policial…. si esas falsas especulaciones tan poco útiles y en ocasiones muy difamatorias hubieran llegado a salir a la luz”, se lee en el documento.

Lock señala, sin embargo, que es posible que la frondosa vegetación hubiera evitado que se encontrara el cuerpo de todas formas.

“Menos útil”

Los restos mortales de Simon fueron finalmente descubiertos por los nuevos propietarios de la casa, luego de un periodo de sequía y limpieza de la vegetación.

El informe forense señaló que Google Maps resultó “menos útil” a la hora de determinar los límites de la propiedad que otras herramientas disponibles por la policía.

Lock recomendó que la policía llevara a cabo las búsquedas en el futuro usandoGPS de alta calidad y mapas de datos. También recomendó que mejoren sus comunicaciones con los voluntarios de búsqueda.

La policía de Queensland ya ha tomado medidas para seguir ambas recomendaciones, dijo el forense.

www.bbc.com

Related posts